Muchas vidas y muchos sueños

Párrafo 66º

Lo tengo muy claro; mis compromisos son con todos vosotros lo primero, la familia es para mi lo más importante, y vosotros lo sois, aquí está mi única familia. Y segundo con los trabajadores que están a cargo de mi casa y de mis empresas, y desde luego con mi devoto cargo de madrina de la Virgen de la Caridad.

Mi necesidad de conocimiento es relevante, no es extraño que incida en la necesidad de conocimiento para alcanzar la liberación.<<Pero una cosa agradezco, y es el haberme enseñado a aprender a mi misma, leyendo, estudiando, y a escribir con letra clara. Y el haber mantenido vivo el deseo de saber.->>¿Oh, Flora, Anika, amigas mia, en el mundo hay gente de color que quiere que nosotros sepamos! ¿Que progresemos y veamos la luz!. No basta con desatar las ligaduras físicas: es necesario cortar las ligaduras de pensamiento, hay mucha belleza y conocimiento por descubrir en el mundo. En definitiva,<<si queríamos marcharnos, tenemos que aprender mucho>>.

De hecho, así sucede: Margarita, entiende la historia de sus antepasados africanos y ser medio negra se convierte en orgullo;Margarita comprende que, con su nueva independencia económica-es ahora<<La empresaria ilimitada>>, ser pobre era una cadena; y, finalmente, Margarita se afirma como mujer, asombrada ante sus cualidades y posibilidades, y recupera con más fuerza el amor y la compasión. Ella no culpa a nadie de la fatal suerte que corrió su marido en ese viaje trasatlántico donde pierde la vida, dejando la viuda. No culpa a nadie: redime a todos porque todos han aprendido a superar las barreras de una mentalidad intolerable.

Y que conste:>>Yo no se pelear. Lo único que sé es ir viviendo<<-Ya he tenido suficiente con mis cuatro maridos. Ya he vivido esa vida de casada. No quiero revivirla.El papel de maravillosa esposa, de mujer que compartía con ellos todo e incluso apellido, tiene algo cicatrizante. Margarita se  vuelve y llora: Y dice: <<¿Por qué?>>, y Flora y Anika se lanza en sus brazos, las tres mujeres se abrazan y se niegan a separarse.Lloran y sonríen y terminan en una larga carcajada, ja, ja, ja,.

Yo amigas, sentía en la travesía que me lo podía pasar muy bien con Luis y que nos entenderíamos. Nunca se me paso por la cabeza que Luis desaparecería de mi vida, y luego me sentí tan abrumada y un tanto temerosa. La situación era tan compleja, la mitad de las personas que llevan mis empresas son para mi verdaderos desconocidos. Pero he comprendido que la verdadera felicidad está en la creación, en la confianza mutua con los otros. Era mi situación para como echarse a temblar, gracias a Narciso, el me ayuda con las empresas de Sevilla. Entregar a él todo el poder ha sido lo mejor que he hecho en mi vida. Narciso, lo gestiona todo brillantemente, y funciona todo de maravilla en las empresas de Sevilla.

Exclama Flora: La pena, es que Narciso, no anda muy bien de salud. Gracias, querida Flora, ya lo sabia, por eso me he alegrado de que Carlos haya renunciado al sacerdocio, él me ayudará en los negocios, estoy pensando en nombrarlo administrador de todos mis bienes en España y en América. Cuando comenzaron los trabajos en la casa del Barrio Alto, en muchas ocasiones, Carlos, me estuvo ayudando en muchos temas, concernientes a la planificación y gestión de muchas de mis empresas, es un muchacho muy bien instruido y me asesora en muchas cosas actualmente, siempre cuento con su desinteresada ayuda personal y mercantil.

Margarita es una mujer joven, cuando queda viuda por cuarta vez.No tendrá más de 35 años, recorre, medio mundo buscando a su marido, creyendo que ha uido de ella.Las angosta carreteras la llevan muy lejos, pasa por las colinas piamontesas y queda fascinada por la tierra de la Toscana, y en Florencia y Piza, se queda una buena temporada. La guerra había expulsado a muchas familias de la ciudad de Turín y ahora ocupaban los caseríos de los alrededores; la miseria y el pánico se cebaban en la población mientras la aviación aliada dejaba caer bombas sobre un territorio especialmente castigado: los objetivos eran las zonas industriales, pero muchos edificios de la urbe también quedaron reducidos a escombros, sepultando en los improvisados refugios de los sótanos a ciento de personas.

Su delgadez, su seriedad y su indumentaria<<casi de monja>> no se corresponde con la figura de una dama indiana americana.Los lugareños la observan con curiosidad. Además Margarita, tiene unas ideas… muy extrañas. En estos tiempos desgraciados, cuando  Europa arde en los bombardeos y muerte, no es raro que una mujer ande de acá para allá buscando a un marino. Aunque ese hombre sea su marido, su fiel español.

En más de una ocasión, Margarita, había observado la desesperación en los rostros de los ciudadanos. Al anochecer, cuando comenzaban los bombardeos, los turineses tomaban al asalto los trenes y huían de la ciudad en busca de los refugios dispersos en los alrededores. En el vaivén de los pensamientos, la mujer se detiene ante un espectáculo llamativo: unos patos silvestres siguen en fila india a su madre. Cuando alcanza la cuneta de la carretera, inundada de agua por las lluvias, las crías, instintivamente, se sumergen de vez en cuando en los charcos, y después siguen nadando o andando tras la mamá pata.

La apreciación de una escena campestre de estás características, en un ambiente rural y natural, no provoca en la mayoría de los mortales una reflexión que vaya más allá de un sentimiento bucólico o amable. Sin embargo, la conducta de aquellos pequeños patos despertó en la joven viuda reflexiones insólitas: Estas reflexiones fueron destilándose en circunstancias excepcionales. Es excepcional, sin duda, que una joven viuda busque a su marido, un marino, en el interior de Europa en plena guerra, y que deba mentir al respecto al propósito que la obliga a tal aventura. La primera Guerra Mundial había hecho posible toda esa serie de despropósito en la joven Margarita, alterando su sistema nervioso, y de no ser por Narciso, aún andaría perdida por los caminos estrechos de los montes piamonteses.

Exclama Anika: Vosotras os podéis sentir afortunadas. Los legados de  tío Jaime os aporta mucha información, y además es rica y variada. Si no me equivoco; recopila documentos de todo tipo: historias de vuestra familia, hasta de antepasados muy lejano, tratados de botica y medicina chamánica, recetas de cocina, en fin, que según comenta Carlos, es un amplio abanico de conocimiento. Dice Flora: Me siento afortunada por poder compartir con todas aquellas personas que lo deseen leer. Ver estos documentos, me refiero a los legajos de Jaime, que son historias de aventuras milenarias, dichos documentos va acompañados de dibujos que recoge las zonas donde ubican las cosas o palabras, nos muestra una panorámica mucho más amplia de toda la zona sobre la que gravitaba la vida de la ciudad en estos siglos pasados.

Dice Margarita: Sí amiga, tuvo mi corazón encrucijada de cien,correcaminos, todos pasajeros, poco durán mis maridos, disperso queda mi corazón por cien senderos, hasta que conocí a mi esposo Luis. Viví sin casa a los cuatro vientos de aquella tierra llana, rodeada de un enorme gentío, ruidoso y viajero, todos en busca del aureo dinero, como un enjambre punzante, buscaba el gentío los grandes desafíos de aquellas tierras.Frescos páramos, llanos, llenos de misterios, mi segundo marido, Diego Alvarez de Mendoza, murió con la pena de no haber visto terminada nuestra casa en las colinas de Valparaíso. En ella sin ninguna duda hubiera levantado un imperio mucho mayor. Diego, decía, que yo era una mujer de tronío, que subiría al cielo a buscar una estrella. Yo sin la menor duda de que lo haría.

Pero llegó un bando de cuervos, mala gente que camina arrollando en busca de su esplendor, y las colinas quedó ennegrecidas, la tierra aborrascada, arrasaron con todo, hizo añicos un imperio que los antepasados de Diego había levantado con sus manos. Tuve la gran suerte de sentirme muy querida, por los que fueron mis maridos. No sé qué frutos dará mi vida en el futuro. Pero lo que sí tengo seguro; es que me siento muy bien pagada, y muy contenta de haber estado este tiempo en esta maravillosa y bella Andalucía, en tierras de Sanluqueñas.

La primera vez que contacté con la sociedad Sanluqueña, me senti atraida por la gente en general, primeramente en lo personal y luego en lo artístico, con ocasión de conocer a grandes en mis paseos por el Ateneo. Así fue mi llegada a Sanlúcar de Barrameda. Desde el principio me gusto, fué como un enamoramiento. Te enamoras aunque no sabes precisamente de que, ni por qué, luego con el tiempo o te desenamoras o profundizas en el amor.

Margarita es una mujer espigada, de aspecto sencillo. Es alta, delgada y morena como una estatua de ébano, con unos grandes ojos azul celeste, y por esto es admirada por todos los que la conocen. Su belleza es impresionante, a la par que sencilla. Es una criolla que como otras muchas anteriormente llegó a España y nuestro país la conquista.En Sanlúcar la gente la acoge con mucho amor. El caso de Margarita es especial, ella aparte de sentirse en el  mejor lugar del mundo, nos contagia con su entusiasmo por nuestra tierra y, la visión de sus pinturas nos despierta una imagen chispeante, colorista, equilibrada y nueva de la Andalucía que conocemos en este tiempo de revolución y dinamismo.

Su interés por la pintura despierta cuando conoce a Antonio Escobar, en la Plaza del Cabildo. Sus pinturas son multicolor, y tiene una impresionante colección en blanco y negro. Sus pinceles bailan y se mueven como las olas de la playa, o el agua junto a la arena a modo de alfombras de cristales poliédricos, por donde corren en agosto los caballos. Escobar enseña a Margarita. Le ha enseñado otras aristas y siempre en perfecta armonía y conjunción con nuestro tipismo, el vino, la vendimia, el mar, la gente, el gentío que la ha acogido como suya.

Margarita es artista de siempre. Pero sus primeras pinceladas surgen cuando llega a Sanlúcar y desde entonces no ha parado de pintar, y descubrir nuevas formas de ver el mundo, de ver las cosas fascinada con los demás.Admiramos a la mujer, pero también en ella hay una artista polifacética. Lo mismo canta, que baila, o escribe y pinta como los propios ángeles. Es una persona con una forma de ser subyugante, es agradable transmite paz y hace que te sientas bien en cualquier momento. Ella es así de especial.

Llegó a Sanlúcar en compañía de Frida Tamal, su ayudante personal, hace poco más de año y medio, a principios de la primavera de 1.915. Entonces fue cuando encontró está ciudad con todo lo que ello significa.Margarita dice que le gusto desde el principio, que fue como un enamoramiento. Es una mujer muy culta, que analiza con mucho saber las circunstancias que la rodean y sobre Sanlúcar piensa; que es el paraíso, esta enamorada del sol y de la playa. Ya se siente Sanluqueña al hablar, y dice: Tenemos buenas playas, un clima suave, un vino sin igual, tenemos una historia, unos monumentos, una gente muy especial, todo lo que solo posee esta ciudad.

Un día esta Margarita en la azotea de su casa en la Avenida de las Piletas y de pronto, frente al cortinar verde del Coto de Doñana,y en su orilla,vió, ciervos, jabalíes, corzos, linces, líneas en arcos de bandas de aves grandes y rollizas, y bandas de pájaros cantarines, que iluminan de blanco los cielos. Todo eso vió en la lejanía, nubes y arcos de infinitas aves sobre el cielo sanluqueño. Además ve asombrada caballos corriendo por la playa de las Piletas.¿Esto que es?. Le pareció algo espectacular. Margarita no comprendía cómo Luis no le había hablado de ese lugar tan magnífico, de haber lo sabido hubiera venido antes. Total que doña Margarita se encontró en Sanlúcar con su paraíso particular, con el Coto de Doñana, monumentos, vinos y bodegas y un turismo tranquilo y aristocrático, que no se multiplica de forma desaforada en los veranos.

Ahora vive en el tan atraído Barrio Alto, y su casa de la Avenida de las Piletas, porque piensa que esta última es un buen sitio para pintar, con una vista preciosa, y la tranquilidad que necesita para reflexionar ante un lienzo en blanco.Y ante los folios blancos, porque es una magnífica escritora…………..

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s